Cartas al Director

Coge el dinero y corre

Puedo asegurar que no fue a mí a quien le tocaron 24 millones de euros en la Primitiva…

Tan cierto como que cuando un tío va a mear lo primero que saca es el culo, es que a un nota de Villena le tocó el pasado mes en la Primitiva la nada despreciable cantidad de 24 milloncejos de euros. Puedo asegurar que a mí no, pues si me hubiesen tocado el presente artículo lo estaría escribiendo Rita la Cantaora o algún pariente suyo.

Cuando ocurre algo así (léase prácticamente nunca), es normal que se comience a escuchar el nervioso revoloteo de buitres, especialmente por los aledaños de la totalidad de entidades bancarias. Todos quieren saber, a toda costa, quién puede ser el nuevo Tío Gilito villenense al que le cayó como agua de mayo (nunca mejor dicho) el tremebundo y mareante pastón. Dar con el personaje en cuestión se convierte en prioritario para aquellos que siempre viven sobre ascuas si no logran enterarse de todo lo que pasa en la ciudad y alrededores, y se trata de gente que gusta del peloteo, a fin de ver si cae algo pa’ la saca.

No creo que se le busque -aún no hay constancia de que se sepa quién es- solamente para darle la enhorabuena, un abrazo, un beso, etc, etc, etc. Pensando mal y pronto lógico es que se intente conocer su identidad a fin de cepillarle un mucho las pelusillas de las hombreras de la chaqueta, deporte este muy extendido entre los peloteros ‘profesionales’ (también conocidos popularmente como lameculos) que orbitan por las cercanías de los muy pudientes.

Si se lograra echarle el guante, muy policíaco me salió el comentario, habrá que ver cuál es la cantidad de “amigos de toa la vida” que es capaz de soportar el nuevo millonetti, pues, aunque sea o haya sido un sinvergonzón de marca mayor, le saldrán incondicionales de dentro de la taza del  WC en cuanto levante la tapa para echar un meo.

Mirando con lupa el asunto que nos trae, lo más probable sea que el agraciado haya levantado el vuelo tomando las de Villadiego y se esté descojonando hasta de su mismísima abuela (mi menda también lo haría) desde, pongamos por caso, la Conchinchina. A fin de ser sincero, personalmente diré que ni me quita el sueño quién pueda ser, importándome su identidad, por estas que son cruces, un kilo bledos.

Y como por hablar de cuestiones sobre el mardito parné me salen sarpullidos, éste que lo es se encuentra haciendo el camino de Santiago, me falta poco ya por recorrer: voy por el estanco. Lo dicho, ciertamente éste sí que va a ser el más rico del cementerio. Hasta más ver, pues. ¡Au!

Por: Tony Piojo

[Total:4    Promedio:5/5]
Etiquetas

Un comentario

  1. Tony, estamos en un mundo global, por lo que ese premio ha podido corresponder a alguien que vive en la otra parte del mundo. Ademas. la administración de lotería donde ha correspondido se ha especializado en vender a través de Internet. Como noticia te diré que el boleto de los millones se realizó por Internet y, por lo tanto, su propietario podría ser del pais mas remoto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también

Cerrar
Botón volver arriba