Fútbol

El Real Madrid crece desde la defensa

La temporada 2018/19 fue un auténtico calvario para el Real Madrid. La salida de Zinedine Zidane tras ganar la UEFA Champions League sorprendió a mucha gente, pero viéndolo desde la perspectiva del hombre que lo ha ganado todo como entrenador en este club, quizá el francés había tocado techo como entrenador blanco. Llegó Julen Lopetegui, pero no consiguió convencer a Florentino Pérez, que acabó destituyéndolo en favor de Santiago Solari, hasta entonces técnico del filial madridista. El puesto le vino grande al argentino, que incluso empeoró los números de su predecesor.

En esta vorágine de malos resultados y crisis institucional, el presidente del Real Madrid dio un golpe maestro e hizo posible la vuelta de Zidane al Real Madrid. El galo no consiguió mejorar la imagen del equipo la temporada pasada pero calmó los ánimos de la afición, que veía posible el retorno del éxito en juego y títulos del equipo para el próximo año.

Y así está siendo. El Real Madrid se ha proclamado campeón de la Supercopa de España 2020, iguala a puntos al FC Barcelona en la lucha por el título de liga y de nuevo se ha convertido en uno de los mejores equipos en las apuestas por el trofeo de la UEFA Champions League. Es más, a pesar de que Eden Hazard, su fichaje estrella de esta temporada,  sigue lesionado y no tiene fecha clara de regreso a los terrenos de juego, el conjunto blanco se muestra como un equipo sólido y muy fiable.

La mejoría defensiva, clave en este cambio de dinámica

La faceta del juego donde más ha mejorado el Real Madrid es la fase defensiva. El equipo blanco es el menos goleado de LaLiga Santander y en esa mejoría es clave el nivel al que está compitiendo Thibaut Courois. El guardameta belga estuvo contagiado la temporada pasada por la mala dinámica de sus compañeros y no rindió al nivel esperado, siendo foco de críticas cada vez que el Real Madrid encajaba goles.

Este año en cambio cuenta con la plena confianza de Zinedine Zidane y está realizando actuaciones realmente extraordinarias, siendo clave en partidos como la última final de la Supercopa de España, sellando su portería frente al Atlético de Madrid y siendo decisivo en la tanda de penaltis.

El centro del campo más sólido que se recuerda

Desde que está Casemiro en el Real Madrid, el brasileño ha sido el salvavidas de todos los atacantes. Siempre bien posicionado y atento para cubrir los espacios que dejan tras de sí sus compañeros, cuando falta Casemiro, el conjunto madridista lo nota mucho, convirtiéndose en un equipo frágil defensivamente y mucho más fácil de batir.

Pero este año Zidane ha encontrado a un escudero capaz de liberar de labores defensivas al brasileño y de hacer mejores a jugadores como Modric, Toni Kroos o Isco Alarcón. Se trata de Fede Valverde, futbolista uruguayo que se ha convertido en una pieza imprescindible para el técnico francés, que incluso puede permitirse el lujo de prescindir en varios partidos de Casemiro sin que el equipo lo note, incluso en algunos partidos mejorando las prestaciones del equipo.

Dicen que los grandes equipos se construyen desde la defensa y en el caso del Real Madrid de esta temporada es exactamente lo que está haciendo el cuerpo técnico madridista. A base de reforzar el trabajo defensivo desde la portería hasta el centro del campo, Zidane ha encontrado el equilibrio en un equipo que el año pasado a estas alturas navegaba a la deriva y que un año más tarde tiene un título más en sus vitrinas y pelea por otros tres más esta temporada.


(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba