Fiestas

Ecuador Festero y Medievo consensúan fechas y programas para evitar solapamientos

Se abre una nueva etapa donde ambos festejos colaborarán “para sumar y beneficiar a toda Villena”

El cambio de directiva en la Junta Central y de equipo de gobierno en el ayuntamiento parece haber inaugurado una nueva época en las relaciones entre la Junta Central de Fiestas y la asociación de vecinos del Rabal. De hecho, hoy mismo se ha anunciado el adelanto del Ecuador Festero una semana para no coincidir con las Fiestas del Medievo.

Tras una reunión a 3 bandas, “se ha alcanzado un acuerdo que beneficia a todos porque evitará solapamientos, permitirá aumentar la difusión de nuestros principales eventos y facilitará que muchas comparsas, escuadras y festeros puedan disfrutar de ambas celebraciones sin problemas”, apuntaba la edil de Fiestas, Maite Gandía, recordando que este acuerdo “era algo que ya se empezó a trabajar con la anterior Junta Central, porque fue una de las reivindicaciones que recogimos durante las reuniones para elaborar nuestro programa electoral”, decía.

Paco Rosique, presidente de la Junta Central, explicaba que en la práctica ello supone adelantar el Ecuador Festero, que este año se celebrará entre el 24 de febrero y el 1 de marzo, siendo la intención para próximos años concentrar los actos entre la última semana de febrero y la primera de marzo, lo que obligará a adelantar un fin de semana el Carnaval, algo que por fechas no se ha podido hacer este año. Por ello, añadía, “este año va a quedar un programa un poco más apretado, porque recogemos casi todos los actos que antes se hacían durante una semana más”.

La excepción será la cena de después del concierto de la Banda Municipal, que se trasladará a mayo coincidiendo con la Gala del 50 aniversario de la Junta, y la comida de cargos infantiles, que no se llevará a cabo este año. “A largo plazo Villena ganará”, decía Rosique, que agradecía su buena disposición a la asociación de vecinos del Rabal, abriendo paso a una colaboración que ya dará sus primeros frutos este año, como la celebración de algunos actos del Medievo en el Patio Festero, la difusión que se hará de los Moros y Cristianos entre los visitantes del Mercado Medieval o el trabajo conjunto que ambas entidades van a hacer para “facilitar el aparcamiento a todos los visitantes que llegan a Villena o potenciar algunos actos que se celebran en el casco histórico, como las Embajadas”.

Por su parte, Pepe Cabanes, presidente del Rabal, agradecía “su buen talante y acercamiento a la Junta Central”, subrayando que “en Villena hay muchas personas que son festeras y también participan del Medievo, por lo que no coincidir es algo que beneficia a todos”. Conscientes de que era muy difícil mover las Fiestas del Medievo por su coincidencia con las Fallas de Valencia, Cabanes alababa la “predisposición de Junta Central y Ayuntamiento para encontrar una solución que nos favorece a todos y nos permite sumar como ciudad”, algo que se va a plasmar en el uso del Patio Festero o la promoción, durante el Medievo, de las visitas turísticas al Museo Festero o la Casa de los Labradores, dos joyas modernistas de nuestra ciudad.

“Que quienes visitan el Medievo se vayan de Villena convencidos de volver el 5 de septiembre, y quienes vienen por Moros y Cristianos quieran regresar para conocer el Medievo”, decía Cabanes, insistiendo en que “a la larga ganará Villena, porque esta es una sinergia que acaba de empezar pero vamos a ampliar a otras cuestiones como la gastronomía tradicional y el vino”, concluía.


[Total:4    Promedio:5/5]
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba