Economía

Los constructores villenenses piden al ayuntamiento que se revise el PGOU

En el marco de la presentación de la nueva junta directiva de ASOCONS los empresarios dieron a conocer los problemas a los que se enfrentan a la hora de construir viviendas en Villena, como son el elevado precio del suelo y la falta de autorización para construir 10.000 viviendas –para lo que ya están preparados los proyectos urbanísticos y comprado el suelo-.
Juan Francisco Camarasa Molina –que se mantiene como Secretario Técnico de La Asociación de Empresarios de la Construcción y Promoción Inmobiliaria e Industrias y Servicios Afines de Villena y Comarca (ASOCONS)- presentó a los miembros de la Junta Directiva que surgió de las elecciones celebradas el pasado 19 de noviembre. La Junta –que repite dirección 3 años después de haber sido elegida- está compuesta por: José Mª García-Forte Amorós –Presidente-, Feliciano Carrascosa Escutia –Vicepresidente-, Benjamín Gómez Soriano –Secretario-, Francisco Punzano Muñoz –Tesorero-, Enrique Pérez Albert y José Antonio Martínez –vocales.

El Presidente de ASOCONS manifestó que 3 han sido las líneas maestras que ha mantenido la directiva -“y que pretendemos continuar en los tres próximos años”- en s u gestión: 1ª mejorar las relaciones con la Administración Pública, 2ª fomentar la formación en las empresas afiliadas y 3ª aumentar la seguridad en las obras. Por ello se informa diariamente –por correo electrónico- a los asociados de las nuevas licitaciones de obras públicas, sobre nuevas normativas, además de realizar jornadas formativas y buscar acuerdos económicos en diferentes ámbitos que beneficien a los miembros de la asociación.

Negociaciones con el ayuntamiento
Puesto que crear suelo urbanizable –“para no encarecer más las viviendas”- es una de las necesidades más urgentes de los constructores villenenses, desde hace un tiempo se ha entrado en negociaciones con el consistorio. Como fruto de estas, ya se han obtenido algunas demandas de la asociación: la reducción en el tiempo de concesión de las licencias de obras, lo mismo para las licencias de aparcamientos en los sótanos de las nuevas construcciones –concesión de vados-, la asistencia de un representante de ASOCONS a las Comisiones Municipales de Urbanismo y la búsqueda de varios puntos autorizados para realizar el vertido de residuos inertes –en lugar de tener que depositarlos en las instalaciones de Reciclados del Mediterráneo “que nos cobra como si fueran industriales; a veces, más caro que la demolición de las obras”-.

Paralización de los programas de urbanización
Según José Mª García-Forte, además del gran problema de que el suelo “está carísimo en Villena”, se da la paradoja de que los programas de suelo urbanizable presentados en Villena proyectan la construcción de 10.000 viviendas durante los próximos años, “y en la actualidad sólo se están edificando 300, al estar ocho de ellos paralizados”. Así la necesidad de viviendas se cubre a costa de que el constructor pague el suelo muy caro, dijo el Presidente de ASOCONS. En los últimos meses sólo se ha aprobado la urbanización del Huerto Real –“que ya está todo adjudicado para la construcción” y el Plan Parcial del Grec, “que está comenzando ahora”. Los otros planes –entre los que se encuentra el del Instituto Valenciano de la Vivienda para urbanizar y construir 2.010 viviendas de VPO y contra el que ASOCONS ha presentado varias alegaciones por considerar que es una urbanización y edificación que podía hacer la iniciativa privada, que ya la había propuesto en 2 ocasiones- “tardarán varios años en salir. Y en opinión de García-Forte, si los tipos de interés comenzasen a subir y se ralentizase el ritmo de venta de las viviendas, “nos podríamos encontrar, en unos años, con que la actividad mengue y no se pueda construir, aunque para entonces ya se haya liberado mucho suelo urbanizable”. A esto añadió el secretario, Benjamín Gómez Soriano, que “teniendo suelo ya comprado y disponible para edificar durante 20 años, hay ahora varios constructores que no pueden hacerlo porque el ayuntamiento no les ha aprobado la ejecución de estas obras”.

Por ello, ASOCONS quiso hacer un llamamiento al equipo de gobierno para que aprueben cuanto antes la Unidad de Ejecución 1, al tiempo que reclaman a la Comisión Territorial de Urbanismo que aprueben la Unidad nº 9, así como las correspondientes al Plan de la C/ Isaac Albéniz, la de la C/ San Benito, el Plan Parcial de la Vereda de Las Fuentes y el de La Constancia y el PAI del sector 16 perteneciente al IVVSA. Si todo esto estuviera aprobado, “se podría comenzaren la construcción de, al menos, 5.010 viviendas de las 10.000 que se prevén en los diferentes planes”.

Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Villena
ASOCONS reclama también al consistorio que se revise y actualice el PGOU –“que lleva igual 16 años”, antes de construir las 10.000 viviendas que están proyectadas. La aparición de nuevas leyes y reformas sobre urbanismo y suelo, la posible aparición del tren de alta velocidad (AVE), la autovía, la supuesta construcción de una segunda autovía y el esperado soterramiento de las vías motivan la revisión, según Benjamín Gómez. Éste recordó que en su día ofrecieron al ayuntamiento su colaboración en la recogida de datos para la actualización del PGOU y que esperan que el consistorio la acepte.

[Total:0    Promedio:0/5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba