Abandonad toda esperanza

Berlanguiana

Abandonad toda esperanza, salmo 713º

Hace unos días los medios se hacían eco de una noticia que a cualquier cinéfilo de pro le debería llenar de orgullo y satisfacción, que diría el emérito (y El Jueves y otras publicaciones satíricas). Y es que el Diccionario de la Real Academia Española acogía por fin en su seno el adjetivo berlanguiano:

berlanguiano, na

  1. adj. Perteneciente o relativo a Luis García Berlanga, cineasta español, o a su obra. Estudios berlanguianos.
  2. adj. Que tiene rasgos característicos de la obra de Luis García Berlanga. Una situación berlanguiana.

El adjetivo “berlanguiano” ha sido admitido recientemente en el diccionario de la RAE

No me parece casual que dicha admisión se haya producido precisamente ahora, y no porque el presente sea un año que ha dado pie a multitud de situaciones de lo más berlanguianas (adjetivo empleado ya, como verán, sin cursiva que valga). Es muy probable que se deba a que en este 2020 se ha cumplido el décimo aniversario del fallecimiento de quien dio pie al término, Luis García Berlanga, al mismo tiempo que se preparan los fastos para celebrar durante todo el año próximo nada menos que el centenario de su nacimiento. Así pues, 2021 será en nuestro país el “Año Berlanga” como en nuestra vecina y hermana Italia este 2020 ha sido el “Año Fellini”... en homenaje a los cien años del alumbramiento de otra de las pocas, poquísimas personalidades del séptimo arte que han dado pie a un calificativo propio. Y es que lo felliniano y lo berlanguiano han ido siempre de la mano.

“¡Bienvenido, Míster Marshall!” es la primera gran obra maestra de Berlanga

De entre todos los homenajes que muy merecidamente se le van a ir haciendo al cineasta valenciano, una de las primeras propuestas en ver la luz ha sido la publicación de ¡Hasta siempre, Mister Berlanga!: una aportación tan temprana que incluso se lamenta de que el adjetivo berlanguiano no esté admitido todavía por la RAE (en efecto, el libro se distribuyó apenas unos días antes de conocerse la noticia). Es esta una obra a cargo del escritor y docente Luis Alegre y el ilustrador Adrià F. Marquès (que de los apellidos de los autores pueda sacarse un sintagma como “marqués alegre” me parece un feliz hallazgo para hablar de alguien como Berlanga, de tan alta cuna y talante jocoso); y dado lo atractivo de la edición de este libro ilustrado, se me antoja una forma ideal para que cualquier lector (y espectador) profano se introduzca por vez primera en el imaginario del director de La escopeta nacional.

Una muestra del arte de El Marquès en “¡Bienvenido, Mister Berlanga!”

El volumen en cuestión arranca con un extenso recorrido biográfico del homenajeado, continúa con el comentario de todas y cada una de las películas que conforman su filmografía, y concluye con una serie de artículos complementarios y una cronología. Todo ello, acompañado de las ilustraciones de quien firma con el nombre artístico de El Marquès, cuya experiencia como publicista le ayuda a captar en formas aparentemente sencillas y en un contrastado y efectivo bitono en azul y rojo lo esencial del universo berlanguiano. El resultado de la fusión de texto e imagen conforma una obra tan divulgativa como amena sobre una figura clave para entender no ya la historia de nuestro cine, sino la cultura española en general; y utilizo el término cultura en su acepción más global, dado que la nuestra es una sociedad inequívocamente berlanguiana.

“El verdugo” supone para muchos la cumbre de la filmografía de su realizador

En su libro, Luis Alegre -que ejerció de figurante apenas entrevisto en La vaquilla, uno de los más grandes éxitos de Berlanga- cita en más de una ocasión las referencias bibliográficas que le han servido para armar el texto; y entre ellas destaca El último austrohúngaro. Conversaciones con Berlanga, volumen de entrevistas firmado al alimón por el escritor Manuel Hidalgo y el malogrado crítico de cine Juan Hernández Les. Esta obra, editada en su día por Anagrama y ya un clásico de la bibliografía berlanguiana, ha sido recuperada recientemente por Alianza para aprovechar la efeméride, pero incluyendo una actualización a cargo de Hidalgo a propósito de los filmes realizados con posterioridad a la publicación original. De esta forma se pone al alcance de las nuevas generaciones de aficionados al cine una herramienta imprescindible para profundizar en la obra de tan genial realizador.

El escritor Manuel Hidalgo entrevistó a Berlanga junto al desaparecido Juan Hernández Les

Este volumen, que cuenta con un prólogo breve pero muy certero del añorado Francisco Umbral -amigo personal de Berlanga y excepcional cronista de su tiempo; del de ambos, que es prácticamente el mismo-, recoge el resultado de las diversas conversaciones que los autores mantuvieron a partir del verano de 1979 con quien nos dejó obras maestras de nuestro cine tan incontestables como ¡Bienvenido, Míster Marshall!, Calabuch, Plácido o la magistral El verdugo. A lo largo de estos encuentros, entrevistadores y entrevistado recorren en orden cronológico la filmografía de este último, recordando multitud de aspectos también presentes en el libro comentado arriba (como sus inicios en el mundo del cine, su relación amistosa y profesional con Juan Antonio Bardem o sus colaboraciones con el guionista Rafael Azcona, por citar solo algunos) al mismo tiempo que desgranan la opinión de Berlanga sobre la sociedad, el ser humano y la vida en general. El resultado es una lectura indispensable sobre el legado inmortal de quien fuera, junto con Luis Buñuel y su amigo Bardem, una de las tres grandes B del cine español.

Berlanga (izda.) y Bardem (dcha.) flanqueando a Michelangelo Antonioni en 1983

Pese a que empecé la presente nota haciéndome eco de la afortunada decisión de la RAE, siendo esta una columna confesamente berlanguiana debe terminar como las películas de Berlanga: con una cierta dosis de pesimismo. Y es que hace unos días, para conmemorar la década transcurrida desde su muerte, se emitieron en el programa de La 2 de TVE Historia de nuestro cine las películas La escopeta nacional y El verdugo; acompañadas ambas del coloquio “10 años sin Berlanga” con la presencia del hijo (y también realizador) José Luis García Berlanga, la actriz Mónica Randall y el crítico e historiador Fernando Méndez-Leite. Esto, que en principio debería ser una grata noticia, se torna amarga o como poco decepcionante si se comparan los menos de veintidós míseros minutos contados que duró dicho debate con los cincuenta y siete de la entrevista al propio cineasta realizada en 1980 por Joaquín Soler Serrano en su certeramente titulado A fondo (pueden encontrarlo en YouTube); no digamos ya la más de hora y media larga del programa La noche del cine español dirigido y presentado por el citado Méndez-Leite cuando Pilar Miró era directora del ente público, en su entrega de 1986 dedicada a Berlanga (y disponible en RTVE.es). Una situación esta, la del deterioro que en los últimos tiempos ha venido sufriendo el trato que nuestra televisión pública otorga a los contenidos culturales, que he denunciado más de una vez; y sobre la que en esta ocasión concreta dio la voz de alarma nuestro querido Antonio Sempere, analista de la televisión patria, en redes sociales. Así pues, mucho me temo que para aprender de cine en general, y del cine de Luis García Berlanga en particular, tendremos que recurrir a los libros. Libros como los dos que les recomiendo hoy fervorosamente.

Mónica Randall y José Sazatornil 'Saza' en un fotograma de “La escopeta nacional”

Post Scriptum.- Servidor ya tenía pensado escribir una columna como la presente semanas antes de que la RAE admitiese el término, y también sabía que iba a titularla “Berlanguiana” y que iba a estar salpicada del mismo adjetivo repetido varias veces. Pero mira por dónde, ahora dicho recurso ya no es una licencia lingüística sino un vocablo de la lengua castellana normalizado con todas las de la ley. Lo que son las cosas.

¡Hasta siempre, Mister Berlanga! y El último austrohúngaro. Conversaciones con Berlanga están editados por Random Comics y Alianza respectivamente; el coloquio “10 años sin Berlanga” puede verse en la web de Historia de nuestro cine en RTVE.es.

[Total:7    Promedio:4.6/5]
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba