Empresas

La IA actualmente ya es capaz de ganar a los mejores jugadores de póker

Es innegable que la Inteligencia Artificial avanza a un ritmo vertiginoso al más puro estilo de las películas de ciencia ficción. Aquello que en los films parecía inimaginable a día de hoy ya es una realidad, aunque históricamente un sector se le había resistido a esta tecnología tan sorprendente: el póker.

Ello era fruto de que se trata de un juego en el que las decisiones adoptadas por el ser humano adquieren una especial trascendencia, ejemplificandolo a la perfección el hecho de llevar a cabo un all-in cuando en realidad la mano no es tan buena como se les quiere hacer creer a los demás. Aunque actualmente la IA ha conseguido tirar faroles y realizar otras acciones asombrosas, derrotando así a jugadores profesionales de casinos online y físicos cuyos rostros de incredulidad no podían ser disimulados.

Múltiples avances en tan solo dos años

 2017 y 2018 han sido especialmente favorables para el desarrollo de la Inteligencia Artificial dentro del campo del póker. Sobre todo el primero de ellos, ya que cuando comenzó, una universidad emplazada en Pittsburgh dio a conocer un sistema que prometía mucho en este sentido. Su nombre era Libratus, y dicha IA no tardó en causar estragos en las partidas.

Concretamente la modalidad para la que había sido programada era la conocida como Texas Hold’em, una de las más populares a día de hoy, la cual es jugada diariamente en casinos tanto online como físicos. Sus desarrolladores no tenían dudas sobre las capacidades del sistema, sacándose a relucir ante una serie de jugadores profesionales que no tardaron en sucumbir.

Independientemente de las decisiones adoptadas por los mismos la Inteligencia Artificial siempre era capaz de superarles con una acción mejor, barajando en milésimas de segundo todas las consecuencias que tendría cada movimiento efectuado para finalmente decantarse por el más óptimo en todos los sentidos.

Sin embargo, en ciertas ocasiones Libratus se mostraba incapaz de vencer a los mejores profesionales del sector, lo cual no es de extrañar teniendo en cuenta que la máquina se veía obligada a lidiar con información de la que no disponía. Y es que solamente cada jugador es consciente de las cartas con las que cuenta, motivo que da pie a que la IA del póker sea una de las más complicadas de programar.

Es por ello que diversas compañías se han puesto manos a la obra. A lo largo del 2018 se han producido diversos avances de suma importancia, los cuales afectan principalmente a los algoritmos con los que trabaja la Inteligencia Artificial. El objetivo es claro: acabar dando con un sistema capaz de declararse vencedor en absolutamente todas y cada una de las partidas de póker no solo de Texas Hold’em, sino también del resto de modalidades existentes a fecha de hoy.

Para tal fin están siendo fundamentales los acuerdos de colaboración alcanzados con varios casinos en todo el mundo, los cuales permiten que las IA pasen a formar parte de las mesas con el único propósito de que el aprendizaje de las máquinas siga su curso.

De esta manera cada jugada que tiene lugar en las mesas pasa a ser interiorizada por sus respectivos algoritmos, siendo cada vez capaces de abarcar una mayor cantidad de información que es utilizada a posteriori para derrotar a los jugadores de más talento no solo en situaciones idénticas, sino también en jugadas que guardan ciertas similitudes.

Poco a poco la información que permanece oculta para la Inteligencia Artificial puede ser abarcada por el sistema sin ninguna dificultad, contando así con una ventaja impagable frente a la mente humana que no tiene la posibilidad de hacerlo. Y es que la intuición juega un papel fundamental en el mundo del póker, pero los sistemas tecnológicos la sustituyen por perfección para lograr las cifras que se están consiguiendo en la actualidad.

Las mismas hacen referencia a un cien por cien de victorias conseguidas ante los jugadores que se encuentran en lo más alto del ranking mundial. Es decir, auténticas eminencias del póker que se ven derrotadas por una máquina sin poder hacer nada. Sea cual sea la estrategia llevada a cabo en la mesa la IA siempre se adelanta a sus movimientos.

Ello está dando pie a que el componente humano que tan necesario es en el póker poco a poco vaya haciendo acto de presencia en la Inteligencia Artificial. A su vez, los jugadores profesionales pueden entrenar con dichos sistemas para mejorar sus habilidades sin necesidad de enfrentarse a otras personas.

Todo apunta a que antes de llegar al año 2020 los desarrolladores de estos tipos de IA habrán perfeccionado al máximo sus algoritmos dando forma a sistemas implacables que paulatinamente se irán implementando no solo en casinos online, sino también en otras plataformas que quieran ofrecerles a los jugadores un método para entrenar que se adecúe a sus respectivas capacidades y limitaciones.

[Total:0    Promedio:0/5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba