Política

Sánchez anuncia la paralización de la actividad económica no esencial

El objetivo es reducir el número de contagios y evitar el colapso del sistema sanitario


El Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez ha anunciado que el Gobierno paralizará la actividad económica no esencial. El Consejo de Ministros aprobará esa medida en una reunión extraordinaria este domingo.

"Les anuncio que el Gobierno aprobará mañana en un Consejo de Ministros extraordinario una medida excepcional: todos los trabajadores de actividades no esenciales deberán quedarse en casa en las próximas dos semanas", ha afirmado Sánchez en una comparecencia en Moncloa.

El presidente ha explicado que esa medida, que se ampliará al menos desde el lunes hasta el próximo 9 de abril, irá acompañada de un "permiso retribuido recuperable" que "se aplicará a todos los trabajadores de todas las actividades no esenciales".

"Durante estos días los trabajadores recibirán su salario con normalidad y recuperarán las horas de trabajo no prestadas de forma paulatina y espaciada en el tiempo", ha explicado Sánchez.

Sánchez, que hasta ahora se había negado a paralizar por completo la actividad, como le solicitaban algunos gobiernos autonómicos y grupos políticos porque defendía que España había tomado ya las medidas más "drásticas" de los países del entorno, ha explicado que el Gobierno toma una decisión "tan contundente y tan dura" por la cercanía de la Semana Santa.


Reducir los contagios

El objetivo de la medida es que el endurecimiento del confinamiento ayude a reducir el número de contagios y, por tanto, a ayudar al sistema sanitario para que no colapse. El director de emergencias, Fernando Simón, había explicado este mismo sábado que el problema para las UCIs hospitalarias se produciría después de llegar al pico de la curva.

"Todo lo que puedo ofrecer es sacrificio, resistencia y moral de victoria. Hay quienes aprovechan para vocear y otros trabajan con abnegación. Hay quienes buscan sacar ventaja y otros se esfuerzan por colaborar", ha expresado Sánchez en referencia a los partidos de la oposición, que están cargando duramente contra el Gobierno por la gestión de la crisis en cuestiones, como la compra de 640.000 test de detección rápida a una empresa china a través de un intermediario nacional que no funcionaban.




[Total:2    Promedio:1/5]
Etiquetas

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba