Cultura

Un cuadro de Pedro Marco para rehabilitar la iglesia de Santa María

Los “Amigos de Santa María” lanzan una nueva campaña en su iniciativa para recuperar el templo

El colectivo “Amigos de Santa María” ha dado a conocer hoy una nueva iniciativa que se suma al trabajo que vienen realizando durante los últimos meses para conseguir fondos para la rehabilitación de la iglesia, un Bien de Relevancia Local afectado por múltiples patologías, como humedades en la cubierta, en las bóvedas de crucería y en las pilastras con semicolumnas adosadas, así como filtraciones desde la calle.

La campaña consiste en la rifa, mediante papeletas de 5 euros, de un cuadro del artista local Pedro Marco, con el objetivo de reconstruir el tejado con el dinero que se consiga. Con el nombre “Mi templo”, la obra es un cuadro de 102x73 cm que rinde homenaje a un espacio de culto y religioso tan nuestro, la iglesia del Rabal, mezcla de estilos –gótico levantino, renacentista y barroco– y testigo de nuestra historia –fue destruido durante la Guerra Civil y reconstruido gracias al pueblo de Villena–, recordaba el arquitecto José Miguel Esquembre.

El objetivo, decía Santi Hernández, es “vender hasta 5.000 papeletas”, por lo que invitaba a particulares y empresas a adquirirlas, agradeciendo ya de antemano la colaboración de la Junta Central y las comparsas, que las ofrecerán a sus socios, así como de Comercios y Servicios Vi, en cuyos escaparates podrá verse el cuadro hasta el día del sorteo, el próximo 21 de diciembre.

Una inversión de 75.000 euros

La primera fase de las obras, con un importe de 45.000 euros, ya se ha llevado a cabo, explicaba Esquembre. Consistió en el cambio de tableros y tejas del 25% de la cubierta del templo. Ahora se quiere acometer el cambio del 75% restante, lo que tiene un importe de entre 70.000 y 75.000 euros.

Para ello, además de lo recaudado con la rifa, los Amigos de Santa María cuentan con una subvención de 6.000 euros del ayuntamiento, y esperan conseguir otras dos: de la Diputación de Alicante, por un lado, y del Obispado, que tiene un programa de conservación de templos que suele sufragar “entre un 10 y un 15% del total de las actuaciones”, explicaba el párroco, Cristóbal Moreno.

En cualquier caso, el objetivo de los Amigos de Santa María es acometer esta segunda fase de las obras “lo antes posible, es decir, en cuanto sepamos el dinero recaudado con la rifa más el procedente de las subvenciones conseguidas hasta entonces”, adelantaba José Miguel Esquembre.



Por su parte, Andrés Martínez, segundo teniente de alcalde, alababa la iniciativa privada, encarnada en este caso por los Amigos de Santa María, para sacar adelante esta iniciativa, y subrayaba que “el ayuntamiento apoya este proyecto por el valor patrimonial y como recurso turístico de Santa María, una joya de nuestro patrimonio, aunque a veces la cercanía hace que no sepamos apreciar lo que tenemos más a mano”, concluía.

[Total:12    Promedio:4.2/5]
Etiquetas

3 comentarios

  1. ¡Gracias una vez más a mi “Pariente” Pedro Marco Hernández!.
    Has sido y eres un “Genio”, que siempre ha destacado por su generosidad para cuanto tiene ver con nuestra querida Ciudad.
    ¡Cuánto arte plasmado en logos, en diseños de trajes festeros, en tus cuadros, en tus genialidades varias….! .
    De haber cobrado, tan solo un euro, por cada una de tus múltiples colaboraciones altruistas, en el transcurso de tu vida hasta la fecha, serías millonario Pedro.
    En Villena todos somos un poco “Rabal” y en este popular barrio, también un poco “Santamaría”. Iglesia cimentada sobre anterior mezquita y aquella a su vez, sobre el que fuera un templo visigodo.

  2. Pedro Marco es sin duda un pintor extraordinario y de una técnica muy elaborada.
    Al primer momento esta pintura me ha dejado sorprendido, en ella se observa una gran fuerza simbólica.
    En las letanías a la Virgen, se le atribuye el título de “Casa de oro” y puesto que se trata de una donación para las obras de la iglesia de Santa María la ha plasmado como un hermoso palacio aúreo de tipo oriental. Hay ciertas reminiscencias del pintor francés, simbolista por antonomasia, Gustave Moreau.
    Si bien la obra de Pedro Marco se destaca por la luminosidad, propia de un artista mediterráneo, como también lo era Salvador Dalí. Es posible que él no esté de acuerdo con mi opinión. Pero no importa, yo puedo decir que su obra no me deja insensible.
    Hace tiempo conocí personalmente a Pedro Marco y es una persona muy cordial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba