Sucesos

Una operación judicial iniciada en Villena acaba con el desmantelamiento de una red de prostitución

La denuncia de una paraguaya que fue obligada a prostituirse en Villena ha permitido la liberación de 146 mujeres y la detención de 18 personas en esta provincia, Palma de Mallorca, Ibiza y Cuenca, dentro de la operación denominada “Night Moon”.
Según informaron ayer fuentes de la Guardia Civil, la operación se puso en marcha a raíz de la denuncia presentada en Villena por una mujer de nacionalidad paraguaya que fue contactada en su país por una persona que le ofrecía trabajo y le gestionaba los billetes de avión para viajar a España, donde trabajaría presumiblemente de camarera.

Sin embargo, al llegar a Villena la joven comprobó que había sido engañada y se negó a ejercer la prostitución en lo que resultó ser un club de alterne. La Guardia Civil inspeccionó el establecimiento y localizó a 33 mujeres, todas de nacionalidad paraguaya, de las cuales 20 se hallaban en situación irregular. Fruto de las investigaciones, se comprobó que el propietario, M.M.F., de 38 años de edad, dirigía varios clubes de alterne en distintas provincias de España, en los que, al parecer, también se ejercía la prostitución.

Las mismas fuentes indicaron que uno de ellos era el situado en Villena, y el resto estaban en Casas de los Pinos (Cuenca), en El Provencio (Cuenca), en Ibiza y en Palma de Mallorca. Finalmente, entre el miércoles y jueves de esta semana la Guardia Civil localizó y detuvo en San Clemente (Cuenca) al supuesto jefe de la organización. Posteriormente, detuvo en Villena a su hermano, J.M.F., de 26 años, así como a una paraguaya de 31 años que se dedicaba a 'llevar las cuentas de las chicas', y al administrador del establecimiento, A.F.T., de 51 años.

En el club de Casas de los Pinos (Cuenca), los agentes arrestaron a otro de los hermanos del jefe de la organización, I.M.F., de 31 años, que se encargaba del club, a una colaboradora de 20 años, y al encargado de transportar a las mujeres a su llegada a España. Asimismo, en el club de El Provencio (Cuenca) se procedió a la detención de otro de los gerentes, J.L.S.V., de 64 años, de uno de los encargados y de dos mujeres de nacionalidad rumana de 25 y 38 años que eran las denominadas 'mamis' del establecimiento.

La Guardia Civil detuvo también a los cuatro encargados de los clubes de Palma de Mallorca e Ibiza, y una mujer de 25 años que era el contacto de M.M.F. para la captación de mujeres en Paraguay. Por último, en Valencia detuvieron a los propietarios de otro club, M.Y.C., de 35 años, y su padre, M.Y.F., de 59 años, que supuestamente dirigían con M.M.F. la red dedicada a la captación de mujeres en Paraguay y su traslado a España en viajes aparentemente turísticos.

Según indicaron las mismas fuentes, las mujeres eran sometidas a un control riguroso y a su llegada a España les obligaban a prostituirse para pagar el coste del viaje y las comisiones de los miembros de la red. En los registros se han intervenido unos 20.000 euros, varios ordenadores, fotocopias de pasaportes, billetes de avión de ida y vuelta Paraguay-España, y documentación mercantil y contable de los locales.

En la operación se controlaron 146 mujeres que ejercían la prostitución, de las que 45 fueron detenidas, una de ellas menor de edad, por su situación irregular en España. Las mismas fuentes indicaron que los detenidos han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número 1 de Villena y no se descartan nuevas detenciones en los próximos días.

Fuentes: Terra España, Diario INFORMACIÓN, Europa Press.

[Total:0    Promedio:0/5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba