Cita con las Citas

Y sople el viento

Ningún viento ayuda al hombre que no va a puerto alguno

La que traemos hoy es de Stefan Zweig. Y la traemos con la esperanza de que pueda servirnos para orientar, estrenando año nuevo, nuestro porvenir. Orientarlo aprovechando siempre aquellos factores positivos que podamos aprovechar.

Pero atendiendo a Zweig, lo primero será saber hacia dónde queremos ir. Saber qué pretendemos. Esto es, tener un objetivo. O varios. Porque como nos advierte el escritor:

Ningún viento ayuda al hombre que no va a puerto alguno.

 Por esto será necesario determinar destinos para señalar las derrotas en nuestras cartas de marear en el mar de la vida. Y en cada momento izar las velas y fijarlas en la posición propicia.

Y sople el viento.

[Total:6    Promedio:5/5]
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también

Cerrar
Botón volver arriba