Sucesos

Agredido un funcionario del módulo de aislamiento de la cárcel de Villena

Tu Abandono me Puede Matar denuncia que los incidentes no cesan, “convirtiéndose en una macabra rutina”

La asamblea de Villena de la Asociación de Trabajadores Penitenciarios “TAMPM” tiene el deber de comunicar el grave suceso acontecido el pasado martes 13 de julio. Los hechos se produjeron en el Departamento de Aislamiento del Centro Penitenciario de Alicante II, donde residen los primeros grados, reclusos con alto perfil de peligrosidad y con incapacidad de seguir un régimen ordinario de vida en prisión.

La agresión sucedió cuando el funcionario transmitía una información rutinaria a un interno residente en este módulo de régimen cerrado, que sin previo aviso sujetó al funcionario fuertemente por el brazo, mientras intentaba propinarle un pinchazo con el otro. La pericia y profesionalidad del funcionario evitaron males mayores, aunque el zafarse del sorpresivo agarre provocó al servidor público heridas en el brazo, por fortuna superficiales.

Desgraciadamente los incidentes no cesan en el Aislamiento de Villena, convirtiéndose en una macabra rutina.

Una de las razones de este aumento de la violencia está generado porque se dilatan indebidamente o no se atienden las peticiones de traslado de los internos que protagonizan altercados graves. Además, entre la veintena de internos clasificados en Primer Grado, está aumentando el número de internos en la modalidad “91.3”, internos con aún mayor índice de peligrosidad, aquellos que se consideran inadaptados al sistema de forma severa y que cuentan con incidentes graves reiterados.

Ya hay unos seis reclusos de estas características, que, además, al tener incompatibilidades entre ellos, o para salvaguardar su propia integridad, se reparten por un Departamento de régimen cerrado pequeño y obsoleto, sometiendo a los profesionales penitenciarios a una prueba continua de estrés.

Desde TAMPM seguimos solicitando la condición de agentes de autoridad para los trabajadores penitenciarios, mayores medios de seguridad y protección, más personal y una reducción en el número de presos de alta peligrosidad, de acuerdo con los estándares de capacidad y  seguridad del Departamento de Aislamiento.

[Total:2    Promedio:4.5/5]
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba