Tenis

Carlos Alcaraz arrasa a Zverev en la final del Mutua Madrid Open

El pupilo de Ferrero no da opción al alemán y se coloca como sexto mejor jugador del mundo

Carlos Alcaraz está hecho de otra pasta. Los que han seguido su evolución lo saben desde el primer día y el aficionado español al tenis lo ha comprobado en primera persona en el Barcelona Open Banc Sabadell y en el Mutua Madrid Open.

En los dos torneos más importantes en España ha habido un único campeón: Alcaraz. El murciano, verdugo este domingo de Alexander Zverev por 6-3 y 6-1, en 62 minutos, se convierte en el sexto jugador capaz de decantar a su favor las cinco primeras finales disputadas.

En una fecha especial como el 20 aniversario, el certamen merecía un campeón de presente y de futuro. Lo ha encontrado en Carlitos, el tercer miembro de la 'Armada' en el palmarés después de Juan Carlos Ferrero, su actual entrenador, y Rafael Nadal.

Zverev ganó el sorteo y escogió restar. Primer error estratégico del alemán en el partido. Fue durante el primer set a remolque del español, que dio la primera estocada en el sexto juego.

Esa rotura le dio la manga inicial porque mantuvo todos sus servicios con relativa facilidad. Desde el banquillo de Sascha lo observaba Sergi Bruguera, seleccionador de Copa Davis y a la vez entrenador del número tres mundial.

Dio igual que Zverev acudiera a la cita como vigente campeón de torneo, con dos entorchados en su palmarés, y con un parcial de 19 partidos ganados y sólo dos perdidos sobre la arena de la Caja Mágica.

Carlos siempre marcó el ritmo de la final a pesar de jugarla infiltrado en uno de los dedos de su pie derecho. Arrastraba las secuelas de la caída en los cuartos con Nadal.

Un segundo 'break' en el tercer juego del segundo set aceleraba el desenlace ante una grada que alucinaba ante el arsenal ofensivo del mago de El Palmar. El aficionado que llenaba la pista Manolo Santana esperaba la victoria de su nuevo ídolo y se encontró con un monólogo en la final más corta de la historia.

El chico de 19 años que hace magia cada vez que entra en una pista de tenis ya es el vencedor más joven de la historia del Masters 1.000, superando en otra estadística de precocidad al mismísimo Nadal.

Pura precisión

Un globo hecho con escuadra y cartabón firmó la sentencia en el quinto juego del segundo set. El resultado era de 4-1. Zverev, que terminó el día anterior su semifinal en horario de discoteca, seguía sin despertar a pesar de que le llegaban ganadores de todos lados y de todas las manera posibles.

A Alcaraz se le escaparon las dos primeras pelotas de título con dos derechas largas y una volea a bote pronto de su rival alemán. Sascha se despidió con una doble falta. Y Carlos se acordó de sus orígenes al firmar en la cámara de la televisión: "Viva el Palmar y viva Murcia".

(Votos: 2 Promedio: 5)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba