Salud

El departamento de Bienestar Social aumentará sus efectivos para aplicar en su totalidad la Ley de Dependencia


El edil de Bienestar Social, Juan Carlos Pedrosa, y la diputada autonómica María José García Herrero, vicepresidenta de la Comisión de Sanidad de las Cortes y portavoz de Política Social de la Generalitat, han anunciado la puesta en marcha de un nuevo servicio en nuestra ciudad para hacer efectiva la aplicación de la Ley de Dependencia en Villena y comarca.
Según Pedrosa, esta medida es “un nuevo avance del ayuntamiento de Villena en pro de liderar las políticas sociales a nivel comarcal, provincial y autonómico”. La aplicación efectiva de la Ley de Dependencia, explica Pedrosa, “exige que se refuerce la plantilla del departamento de Bienestar Social de Villena, y por eso nos hemos acogido a las ayudas de la Conselleria para cubrir los gastos derivados de un aumento de la atención a las personas dependientes”.

Liderazgo comarcal
Para ello, prosigue el edil, se va a proceder a la contratación de dos diplomados, preferentemente trabajadores sociales, cuya misión será “informar y asesorar, negociar propuestas de atención individualizada y realizar un seguimiento de las prestaciones ofrecidas desde el departamento”. Además, este servicio no se va a realizar únicamente en Villena, sino que van a quedar a su cargo las personas dependientes de Biar, Benejama, Cañada y Campo de Mirra, un total de 41.247 ciudadanos de Villena y comarca. Este servicio, concluye Pedrosa, que “refleja el compromiso del ayuntamiento con las personas que necesitan un apoyo especial”, se pondrá en marcha a partir de septiembre y estará ubicado en el centro de Bienestar Social.

Mayor implicación del gobierno central
Por su parte, María José García Herrero ha hecho un extenso balance de las actuaciones de la Generalitat en políticas sociales –señalando el aumento de centros de día, plazas hospitalarias, usuarios de estos servicios y profesionales implicados–, lamentando la falta de inversión del gobierno central en este campo. Así, mientras que la Conselleria ha invertido 360 millones de euros durante este ejercicio, el gobierno únicamente ha aportado 24 millones. Otra cifra elocuente es la relativa al dinero percibido por la Generalitat por cada inmigrante residente en nuestro territorio, que es de 36 euros, mientras que otras comunidades están recibiendo hasta 60.

En este sentido –y al hilo de la polémica por ver quién se pone la “medalla” por la construcción del centro para inmigrantes de Villena–, la diputada ha señalado que “en efecto, hay que reconocer la labor de Francisco Montilla, pero que nadie olvide que se trata de un proyecto impulsado y financiado por la Generalitat Valenciana”. Por ello, María José García Herrero ha solicitado al gobierno central “que colabore más con la Generalitat ante la evidente falta de financiación estatal para la aplicación de política sociales”. Por su parte, Juan Carlos Pedrosa ha evitado terciar en la polémica, señalando que “por norma no entrará a valorar afirmaciones de otros” y subrayando que “ni pongo ni quito medallas, yo únicamente estoy aquí para trabajar”.

[Total:0    Promedio:0/5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba