Salud

El departamento de salud de Elda contaba con 324 casos confirmados de coronavirus hasta el 2 de abril

Suponen el 4,7% de los casos detectados en la Comunidad Valenciana, según un informe al que ha tenido acceso El Confidencial

El coronavirus se ha extendido como una mancha de aceite por toda la Comunidad Valenciana y ha alcanzado a todas las áreas de salud de la autonomía.

Un informe (pinche aquí para verlo) elaborado por la Subdirección de Epidemiología, Vigilancia de la Salud y Sanidad Ambiental de la Conselleria de Sanidad, al que tuvo acceso El Confidencial, revela que todos los departamentos, a excepción del de Dénia, han alcanzado cifras suficientes de contagiados como para tener la consideración de zonas epidémicas. El documento lleva fecha de 5 de abril y toma como referencia la cifra de contagiados de tres días antes, cuando había contabilizados 6.844 casos acumulados en el territorio. Este 10 de abril, la cifra había ascendido aún más, hasta 8.331, si bien con un descenso en el número de enfermos hospitalizados y en UCI. La presión asistencial se ha ido relajando a lo largo de esta última semana.

Más del 35% de las infecciones se concentraban en los departamentos de referencia de la ciudad de Valencia y parte del área metropolitana, con el Hospital General a la cabeza (624 casos), seguido del Doctor Peset (476), La Fe (449), el departamento del Clínico-Malvarrosa (442) y el Arnau de Vilanova-Llíria (429). Si se suma el área de Manises (234), el porcentaje de infectados en la capital de la Comunidad Valenciana y su entorno de influencia ronda el 40%.

Sin embargo, no es en estos departamentos donde las ratios de infección son más elevadas. La tasas brutas recogidas en el informe epidemiológico (pinche para verlo completo), que miden los contagios a lo largo de una semana sobre 100.000 habitantes, revelan que el coronavirus tiene mayor incidencia en el área de salud de Requena, curiosamente una de las más dispersas en términos de población, aunque también más envejecida y con un invierno más frío que en otras partes de la Comunidad Valenciana por su altura, en la estribación este de la meseta castellana. Esta área está sufriendo el impacto del Covid también en sus residencias de mayores. La que gestiona Savia en la propia ciudad de Requena acumula decenas de contagios y al menos cinco fallecidos, según estimaciones oficiosas.

No hay datos oficiales porque Sanidad solo ofrece cifras generales y evita detallar la situación particular de cada centro geriátrico. Tampoco ofrece hasta ahora públicamente los datos por áreas de salud, únicamente discrimina por provincias.



El departamento de salud comprende las comarcas de Requena, parte de los Serranos y el Valle de Ayora y su tasa bruta de infección es de 517, la más alta de todo el territorio valenciano, el triple que en los departamentos de Valencia ciudad y el doble que las otras dos áreas con mayor incidencia: Marina Baixa (269,86) y Alcoy (236,34). Fuentes sanitarias explican que comienza a considerarse epidemia cuando la tasa bruta se sitúa en 50.

La incidencia en el departamento de Marina Baixa, que agrupa a municipios turísticos como Benidorm o Villajoiosa, invita a pensar que la presencia de desplazados puede haber incidido en un mayor número de contagios. Varios miles, la mayoría de ellos madrileños, solicitaron atención sanitaria en marzo. Pero sin confirmación oficial es arriesgado sacar conclusiones.

Un ejemplo: el área de salud de Dénia, que incluye poblaciones de costa y playa como Calpe o Xàbia, es la que presentaba a fecha del informe la tasa bruta más baja, 33,56. Este departamento, gestionado por Ribera Salud y DKV, es el único que no puede considerarse en situación de epidemia. También es uno de las que tiene menos profesionales sanitarios contagiados, lo que podría explicar la menor incidencia de la enfermedad.



Otros departamentos en zonas turísticas como Torrevieja (137,56) o Alicante-Sant Joan (152,74) presentan tasa de contagio algo superiores a la media (140,41), pero inferiores a las de Valencia ciudad. La tasa bruta de Gandía, donde se ubica la llamada 'playa de los madrileños', era a 5 de abril de 79,22, de las más bajas. No obstante, el informe no tiene en cuenta la incidencia posible de estos días festivos de Semana Santa.

La expansión de la enfermedad dificulta analizar el origen de los brotes y su trazabilidad. El informe de la Subdirección de Epidemiología también refleja cómo los casos aislados o no cumplimentados sumaban el 84% del total y superaban con creces a aquellos procedentes de un brote identificado y sobre los que es más fácil estudiar la cadena de contagios.

La Comunidad Valenciana, que alcanzó su pico de máximo diario de casos entre el 27 y el 28 de marzo, con más de 500 casos nuevos, registró su primer contagio el 27 de febrero en un periodista que había viajado a Milán para el partido jugado entre el Valencia CF y el Atalanta. La Conselleria de Sanidad logró controlar la cadena de contagio y la trazabilidad de la enfermedad los primeros días, pero a mediados de marzo perdió la pista de la propagación.




[Total:1    Promedio:1/5]
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba