Apaga y vámonos

El precio de la dignidad

El parte: “Como consecuencia de las conversaciones que se han venido manteniendo […] entre los concejales del PP de Villena, el Grupo Popular del Ayuntamiento vuelve a estar unido. Virtudes Amorós, Juan Carlos Pedrosa, Mari Paz Poveda, Juan Richart y Adela Serra […] han manifestado su absoluto compromiso de someterse a la disciplina de partido. El conflicto que se venía sufriendo desde hace meses, está definitivamente solventado”.
Lo afirmado: (declaraciones públicas de los ediles “rebeldes”, o “díscolos”, o “campistas”, durante las últimas semanas. Las privadas son más fuertes, pero las dejaremos estar de momento…).

1.- Poveda: “Nos han impuesto una reducción del 60% en los presupuestos de nuestras concejalías, el Gabinete de Prensa nos ignora, no nos hacen llegar ni el correo… estamos hartos”.

2.- Pedrosa: “Calumnias reiteradas de Lledó… situación insostenible… fractura del equipo de gobierno… ignorados reiteradamente por el resto del equipo de gobierno… un concejal puede estar equivocado, dos también, pero cuando somos seis, es que algo más grave está pasando”.

3.- Richart: “Lledó intentó dividirnos, puentearnos, nos amenazó y nos acusó de deslealtad. No ha sabido separar el partido del ayuntamiento, no tenemos que aguantar sus imposiciones, no nos puede obligar a hacer algo en contra de nuestra voluntad. Me cambiaron proyectos sin consultarme. La solución no es agachar la cabeza y decir sí; podría ser muy fácil callar, cobrar y levantar la mano cuando nos digan, pero no somos así, queremos asumir nuestra responsabilidad, gestionar nuestras concejalías y trabajar, y no estamos dispuestos a aceptar ninguna dictadura”. ¡Jajaja!

4.- Amorós: “¿Quién miente aquí, quién tergiversa, quién traiciona la confianza de los ciudadanos, quién busca sus propios intereses y su protagonismo? ¿Acaso nos quieren con el precinto en la boca y el resorte en el brazo para votar cuando ellos quieran?”. ¡Jajaja!

5.- Serra: “No necesito ni el sueldo del ayuntamiento para comer ni el beneplácito de Celia… Ni tampoco necesito echar a perder mi salud por culpa de la manipulación, las injurias, los insultos y los obstáculos que nos están poniendo. Nos han quitado el dinero, la autoridad y la firma, y tienen la poca vergüenza de decir que no trabajamos”. ¡Jajaja!

Lo afirmado por Lledó: “Lamentable espectáculo… hecho muy grave… desplantes innumerables… desprecio absoluto por su parte… no han trabajado durante estos meses… concejales que han traicionado mi confianza por otros intereses y prioridades personales que no son defendibles en política… Villena está por encima de todo esto”. ¡Jajaja!

Casi-casi: Los 5 magníficos presentan un escrito abandonando el Grupo Municipal del PP y solicitando su paso el Grupo no adscrito. Entre sus primeras medidas no se habla de la plaza de toros, ni de la piscina, ni de las vías, ni del trasvase, ni del nodo logístico, ni del Plan E… sino de recuperar su sueldo. Valiente declaración de intenciones.

Final feliz: Aquí no ha pasado nada (por ahora) y todos volvemos a ser amiguitos. La dignidad tiene un precio: 14 pagas anuales de 1.400 y pico euros. A partir de ahora, a callar y a cobrar, “con el precinto en la boca y el resorte en el brazo para votar lo que Celia quiera”. ¡Viva Villena!

(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba