PP

La falta de ejecución presupuestaria limitará la capacidad de inversión del ayuntamiento los próximos años

Salguero: “Pasarán años hasta que Villena pueda alcanzar un nivel de inversiones acorde a sus ingresos”

Tras conocer los informes de la liquidación del presupuesto municipal de 2018, el PP ha señalado que el superávit del ayuntamiento asciende a 22 millones de euros, más otros 500.000 correspondientes a los organismos autónomos como los patronatos, una cifra muy superior a los 19 millones que señaló recientemente el alcalde.

Dicha liquidación, multiplicada por un coeficiente, es la que determina el techo de gasto, es decir, la cantidad máxima que el ayuntamiento podrá invertir el año siguiente, explicaba Miguel Ángel Salguero. Así, ponía como ejemplo que en 2017 el gasto municipal fue de 20.286.000 euros, que al multiplicarse por el coeficiente del 2,4% aprobado por el gobierno permitía aumentar el techo de gasto en 2018 a 20.773.000 euros.

El problema, añadía, es que “la mala gestión de Los Verdes nos ha llevado a una ejecución presupuestaria en 2018 de solo el 58%, sumando un gasto total de 18.662.000 euros, que multiplicados por el coeficiente del 2,7% aprobado para este año, nos fija un techo de gasto para 2019 de 19 millones de euros, cuando la previsión de ingresos para este ejercicio es de 24 millones”. Es decir, concluía Salguero, “que aún haciéndolo muy bien y ejecutando el 100% del presupuesto, Villena va a sumar otros 5 millones más de superávit en 2019”.

“La mala gestión de Los Verdes y su falta de acciones políticas no solo ha lastrado a Villena durante su gobierno”, concluía Salguero, “sino que va a condicionar los próximos años limitando la capacidad de inversiones del ayuntamiento, porque van a pasar muchos años para que, aún haciéndolo muy bien, el ayuntamiento alcance un nivel de inversiones acorde a sus ingresos”.

 

[Total:10    Promedio:5/5]
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba