Abandonad toda esperanza

#NosotrosNosQuedamosEnCasa… leyendo (y 2)

Abandonad toda esperanza, salmo 682º


Los hay que no pueden permitírselo porque están obligados a cumplir con sus funciones profesionales, y los hay también que sí podrían pero prefieren saltarse a la torera el Real Decreto que regula el confinamiento. Al margen de todos ellos, muchos de nosotros seguimos encerrados en nuestras casas, teletrabajando cuando es posible hacerlo o esperando volver al trabajo cuando no. Por tanto, como ya hiciese en las dos columnas previas, tocan días de recomendar la lectura y el visionado de obras a las que poder acceder de forma exclusivamente digital y, a poder ser, gratis.

En esta ocasión, y siguiendo en la línea de las recomendaciones de hace quince días, vuelvo a centrarme en la lectura, y empiezo con la encomiable iniciativa de las bibliotecas municipales de Valencia, que facilitarán a través de la plataforma eBiblio el préstamo de libros electrónicos a personas sin carné durante el estado de alarma. Para ello, hay que solicitar un carné temporal de forma excepcional escribiendo a la dirección de correo electrónico [email protected] Este documento provisional tendrá una validez de seis meses; y pasado este tiempo, si desea continuar utilizando los servicios de la red, el ciudadano tendrá que dirigirse a una de las bibliotecas de dicha red para formalizar su solicitud y que se le remita el carné definitivo. En caso de que realizar este proceso, una vez haya pasado el estado de alarma se le dará de baja automáticamente. Más información al respecto, aquí.

Y si hablamos de bibliotecas, no puedo dejar de mencionar el mayor repositorio de clásicos (y algunos no tan clásicos) de las letras hispanas en la red: la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, organismo al que dediqué casi una década de mi vida como editor digital y corrector de textos antes de centrarme en la docencia. Hacer un resumen somero de sus contenidos es tarea imposible, por lo que les invito a navegar por sus distintos portales en busca de la lectura que más les atraiga. No obstante, no me negaré el placer de recomendarles los guiones, estudios, vídeos y demás hemeroteca recogidos en el portal Historia y crítica del cine español, cuyo título propuse yo mismo, y en el que más a gusto trabajé durante años. Allí encontrarán textos de y sobre los más grandes de nuestro cine. Por citar solo tres: Juan Antonio Bardem, Luis García Berlanga y Rafael Azcona, los tres ya fallecidos, pero que en su día colaboraron estrechamente con la Fundación Miguel de Cervantes para poner su legado al alcance de todos los internautas.

También inabarcable resulta la cantidad de obras literarias libres de derechos que facilita el Proyecto Gutenberg. Y conste que en el enlace del que disponen aquí mismo aparecen catalogadas solamente las obras en lengua española, ordenadas alfabéticamente por el apellido de su autor, de Edmond About a don José Zorrilla. Para empezar y no parar.

En cuanto a cómics, la editorial Astiberri acaba de plantear una propuesta harto interesante: Lecturas a domicilio, más de medio millar de páginas en formato digital y totalmente gratuitas, distribuidas en tres volúmenes que verán la luz a lo largo del mes de abril, y que recopilan historietas breves o bien inéditas o bien ya publicadas en fanzines, blogs u otras obras de la editorial; todo ello gracias a la colaboración altruista de una amplia nómina de autores, entre los que destacan varios Premios Nacionales del Cómic. En la primera entrega (y única disponible por el momento), Lecturas a domicilio. Libro verde, podemos disfrutar de casi doscientas páginas a cargo de Guillermo Abril, Paco Alcázar, Iñigo Astiz, Ramón Boldú, Luis Bustos, Dani Fano, Santiago García, Antonio Hitos, Iñaki Holgado, Artur Laperla, Ginés López, José Luis Munuera, Javier Olivares, Alex Orbe, Pepo Pérez, Marcos Prior, Elisa Riera, David Rubín, Carlos Spottorno, Blanca Vázquez, Pedro Vera y Alfonso Zapico. Todo ello, dentro de la iniciativa titulada Astiberri en pijama, desde la que también se puede descargar de forma gratuita otras obras, como -no podía faltar, claro está- Memorias de un hombre en pijama de Paco Roca.

Por su parte, la editorial Panini ha rebajado algunos de los títulos de su catálogo... y ofrece de forma totalmente gratuita -al menos durante un mes- el estupendo Lorca. Un poeta en Nueva York de Carles Esquembre (autor de quien ya les recomendé hace un par de semanas su primerizo The Body). Este cómic biográfico, que llegué a presentar en público en alguna ocasión (¿se acuerdan de cuando todavía se podían realizar actos públicos?), puede leerse online o descargarse desde el enlace que les facilito.

Que las editoriales más o menos grandes se sumen a iniciativas desinteresadas es desde luego muy encomiable, pero aún lo es más que lo hagan las pequeñas. Este es el caso de Karras Comics, el sello del pionero en esto de la difusión altruista de sus obras en tiempos de cuarentena, el también guionista El Torres (del que ya les facilité varios títulos en la columna de hace dos semanas), con títulos de acción, terror y fantasía como Apocalypse Girl, The Barbarian King o el popular Nancy in Hell. Y también es el caso de Ediciones Kudelka, que propone tres “lecturas breves para un confinamiento largo”: Trilogía americana, Papiroflexia y la antología Hijos de un dios caníbal y otros relatos de terror. Tres títulos para los amantes de emociones fuertes.

Para terminar (por el momento, porque mucho me temo que en breve podré recomendarles algunas lecturas más), solo me queda recordarles estos dos reportajes con enlaces a libros y cómics, así como el hilo de Twitter con el hashtag #YoMeQuedoEnCasaLeyendo. Ánimo y paciencia, porque nos toca seguir en modo #NosotrosNosQuedamosEnCasa.




[Total:3    Promedio:5/5]
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba