Abandonad toda esperanza

#NosotrosNosQuedamosEnCasa… viendo películas (y 3)

Abandonad toda esperanza, salmo 685º

Seguimos encerrados, y yo sigo erre que erre dedicando las últimas entregas impares de esta humilde sección de El Periódico de Villena a proponerles recursos que les permitan ver cine (a poder ser bueno) sin salir de casa y totalmente gratis... siempre y cuando dispongan de conexión a Internet. Vaya, lo mismo que necesitan para leer esta columna.

Empecemos por una de las librerías de contenido de dominio público más grandes de la red: Internet Archive, que en su sección de películas dispone de casi 26.000 archivos en el momento de escribir estas líneas (y subiendo), clasificados según diversas etiquetas opcionales. Aquí van algunas recomendaciones, atendiendo a la del género: para empezar, les sugiero algunas comedias (El maquinista de la General, Luna nueva, Juan Nadie y un buen puñado de cortos de Chaplin), películas de género negro (El extraño amor de Martha Ivers, Detour, Perdición o Atraco perfecto) y cine de terror (El gabinete del doctor Caligari, el primer y mejor Nosferatu, El carnaval de las almas, la seminal La noche de los muertos vivientes o el curioso debut de Coppola, Dementia 13). Eso sí: al igual que en otros recursos que les vengo facilitando, no he encontrado subtítulos en castellano, pero sí en inglés... Si les apañan, no lo duden y échenle un vistazo porque vale muy mucho la pena.

Siguiendo con cine clásico, Classic Cinema Online dispone de uno de los catálogos más contundentes al respecto, y al que también se puede acceder realizando búsquedas por géneros. Para muestra de su contenido, un botón (o varios): La cena de los acusados, La diligencia, El capitán Kidd, La tienda de los horrores, Serenata nostálgica, Encadenados, Tarántula, El puente sobre el río Kwai...

Si prefieren cine más actual, Legalmente gratis ofrece lo que su título promete: ver películas de forma gratuita sin verse relacionado con actividades de dudosa legalidad. Por supuesto, no encontrarán allí los taquillazos más recientes, pero sí cine independiente que pretende llegar a cuantos más espectadores mejor. Y, por supuesto, no fallan los clásicos que, como siempre, son apuesta segura: Intolerancia, Amanecer, Un perro andaluz, Rebeca, El tercer hombre, Rashomon, Ultimátum a la Tierra, La invasión de los ladrones de cuerpos, Pánico en las calles, Charada... y otros muchos títulos para aburrir (me refiero a citarlos, no a ver las películas; por si hacía falta explicarlo).

Por su parte, y en su apartado de películas (porque engloba otras muchas cosas más), Filmon también tiene un poco de todo, aunque llama la atención cómo el cine de terror de serie B y Z copa los puestos más altos de los visionados (ver para creer). Además, esta plataforma cuenta con una herramienta de televisión digital con la que acceder a la emisión en directo de canales temáticos -de cine clásico al más premiado, pasando por el más abisal eurotrash de los años setenta-, lo que implica que no siempre se puede escoger lo que uno quiere ver, pero que da pie a encontrarse con alguna que otra agradable sorpresa. Eso sí: de vez en cuando hay que aguantar la publicidad que permite que el sitio siga en pie.

Otro recurso interesante es Movies Found Online, que como su nombre sugiere no es un repositorio de archivos audiovisuales, sino un buscador que permite encontrar los vídeos alojados en otras páginas web. Por tanto, es una puerta abierta a localizar no solo largometrajes, sino también cortos, series, actuaciones de stand up comedy, etcétera. Todo es ponerse a dedicarle un rato, y a buen seguro encontrarán algo de su agrado.

Para ir terminando, les recuerdo a continuación algunos recursos que ya les facilité con anterioridad, como el imprescindible RTVE A la carta, Public Domain Movies, De Dominio Público o, por supuesto, los inagotables YouTube y Vimeo. Ya saben que los contenidos de todas estas páginas no son estáticos y continuamente se añaden nuevos títulos a sus respectivos catálogos, por lo que es conveniente darse un paseo por allí de vez en cuando a ver con qué nos topamos.

Creo que por hoy ya es suficiente. La semana que viene, me temo, me veré en la tesitura de volver con nuevas recomendaciones para esta cuarentena que, tristemente, ya ha superado los cuarenta días que implica su etimología. Pero ya saben: #NosotrosNosQuedamosEnCasa.




[Total:2    Promedio:5/5]
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba