Economía

Una vendimia que augura un gran año para los vinos alicantinos

El humorista Jorge Cremades, padrino de honor de la Vendimia 2022 de la DO Alicante, inaugurada hoy en Villena

La Casa Grande de Carboneras, una espectacular finca señorial, con iglesia incluida, asociada a Bodega Las Virtudes, ha sido el escenario elegido para celebrar el acto de inauguración de la Vendimia 2022 de la Denominación de Origen Alicante.

Una añada en la que se espera recoger menos uva que en la anterior, marcada por las intensas lluvias de primavera y por el intenso calor del verano, pero precisamente por ello se espera igualmente que los caldos resultantes sean de una excelente calidad, en un ejercicio de vital importancia para consolidar la recuperación del sector tras el paréntesis que supuso la pandemia.

Dicha recuperación, nos comentaba el gerente de Bodega Las Virtudes, Javier Navarro, está en marcha, pero “todavía no se han recuperado los niveles de venta de 2019, previos a la pandemia”.

La vid, otro de los tesoros de Villena

Un año más, Villena ejercía de anfitriona del acto, con el edil de Agricultura y teniente de Alcalde, Francisco Iniesta, dando la bienvenida a todos los asistentes –desde los secretarios autonómicos de Política Territorial, Paisaje y Agricultura al Diputado provincial de Promoción, pasando por el presidente de la DO Alicante y alcaldes y concejales de toda la zona, además de responsables de la Ruta del Vino, viticultores y otros invitados– y recordando que “la agricultura y la vid son otros de los tesoros de Villena, por lo que tenemos que proteger e impulsar el sector ante complicaciones como la sequía o la amenaza que suponen las plantas solares”.

El presidente de Bodega Las Virtudes, Renny Spangenberg, agradecía a las instituciones el apoyo a una bodega que ya ha superado los 60 años de vida, destacando el esfuerzo en la modernización de instalaciones puesto en marcha por la empresa y su apuesta por el enoturismo, la exportación y proyectos como “Patrimonio Monastrell”.

A continuación tomaba la palabra el nuevo presidente de la DO, Pepe Reus, que en su primera vendimia como máximo responsable del sector destacaba la capacidad de los viticultores de la provincia para seguir superando los retos que se les presentan desde los tiempos de los Íberos, no en vano el cultivo de la vid está documentado en Alicante desde el siglo VI a.C.

Confiando en la calidad de los vinos alicantinos para seguir aumentando exportaciones y ventas, era el encargado de presentar al joven padrino de la vendimia, el humorista Jorge Cremades, que durante un año será la imagen de nuestros vinos, que alcanzarán a un público muy numeroso –y también más joven, uno de los objetivos de la DO– merced a su gran repercusión en plataformas digitales y redes sociales.

La edil de Turismo, Paula García, agasajaba al padrino con diversos detalles, mientras que Cremades equiparaba el vino a “una obra de arte” y destacaba su valor como acompañamiento “en cualquier momento y para cada situación, como las canciones”. Distendido y cercano, el padrino reconocía que no era un gran entendido en vinos, pero ponía a los caldos de Enrique Mendoza como un buen ejemplo del gran trabajo realizado por nuestros viticultores.

Protección del paisaje y agua frente a la sequía

Antes de hacer las fotos de rigor cortando simbólicamente la vid y de disfrutar de un vino, tomaba la palabra el Diputado provincial de Promoción, Sebastián Cañadas, que definía a nuestras 38 bodegas y cientos de vinos como “la mejor expresión de la provincia de Alicante en el mundo” y se mostraba orgulloso de un sector que “aglutina a 20.000 trabajadores y es sinónimo de economía, valor social y cultural, turismo, paisaje e imagen de nuestra provincia”.

Por su parte, la secretaria autonómica de Política Territorial y Paisaje, Enma Orozco, destacaba el trabajo realizado desde la Generalitat en la elaboración del “Catálogo de Protección de los Paisajes del Vino”, una iniciativa de la cual forma parte Villena y que se antoja fundamental para “poner en valor los paisajes que vale la pena proteger favoreciendo la conciliación entre un sector económico de gran valor y los retos futuros de lucha contra el cambio climático”, en clara referencia a los proyectos de plantas solares que tanto preocupan en nuestra comarca.

Por último, el secretario autonómico de Agricultura, Roger Llanes, destacaba la “larguísima historia del vino en Alicante”, así como la variedad de caldos obtenidos, y daba las gracias a los viticultores por “preservar este paisaje tan especial”. Además, calificaba como “punto de inflexión” para el sector la inminente “puesta en marcha definitiva del trasvase Júcar-Vinalopó, que aportará tranquilidad a los agricultores para planificar sus cosechas y evitar la temida sequía”.

La madre del padrino también era agasajada por la DO Alicante

(Votos: 7 Promedio: 4.4)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba