Ciudad

Villena, la capital de comarca con menor presión fiscal sobre los inmuebles

Aplica el IBI urbano al 0,66320 y el rústico a 0,5400, cifras que mantiene en el presupuesto municipal de 2022

El Ayuntamiento de Villena es el que menor presión fiscal ejerce entre las capitales de comarca de la provincia de Alicante, una medida que mantiene en 2022 en los presupuestos municipales gracias a su nivel de deuda cero y a la importante cantidad de fondos en la partida de Remanentes, según ha explicado hoy el concejal de Hacienda, Juan José Olivares.

Villena aplica un tipo en el Impuesto de Bienes Inmueble (IBI) de carácter urbano del 0,66320, mientras que el tipo que aplica a las viviendas ubicadas en suelo rústico es del 0,54000. “Es parte de nuestra estrategia de contención de los efectos de la crisis, de ayudar a la ciudadanía a superar la crisis de la pandemia de la Covid-19 y la crisis energética e inflacionista que ha eclosionado con la guerra de Ucrania”, ha comentado el responsable de las finanzas municipales.

Olivares ha comentado que Alicante tiene una tasa urbana ligueramente inferior, pero mucho más alta sobre las viviendas en suelo rústico que Villena. En Elche ocurre lo contrario, aplica un tipo bajo sobre las viviendas en suelo rústico en niveles menores que Villena, pero luego dispara el tipo en el urbano. Eso hace que en el cómputo general la presión en viviendas sea superior a la que se somete las viviendas de Villena. En el resto de ciudades, Villena se mantiene por debajo de todas ellas, tanto en tipos urbanos como rústico.

El concejal de Hacienda señala que “hemos cumplido el objetivo de ordenar económicamente el Ayuntamiento, primero con una política de aplicación de los remanentes, dotando al departamento de control del dinero público de más personal, normalizando los procedimientos y, además, estableciendo una política de incremento fiscal cero”.

Según Olivares, a esta política fiscal se suma las partidas económicas que ha liberado el Ayuntamiento a lo largo de estos últimos años en los diferentes planes de ayuda para sectores concretos, algunas veces con recursos propios y otras con aportaciones de instituciones como la Generalitat o la Diputación Provincial de Alicante. “Presión fiscal mínima, ayudas al mayor nivel y plan de inversiones para modernizar Villena, es el trinomio sobre el que impulsar la ciudad y el tejido social”, ha concluido.

(Votos: 4 Promedio: 4)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba